El primer Índice de Autocuidado evalúa la preparación mundial para impulsar la resiliencia del sistema de salud

El primer Índice de Autocuidado evalúa la preparación mundial para impulsar la resiliencia del sistema de salud

La investigación innovadora y el informe de políticas de la Global Self-Care Federation identifica los habilitadores críticos del autocuidado para ayudar a fortalecer la resiliencia de los sistemas de salud y crear mejores resultados de salud.

Descargar nota de prensa Ìndice de Preparación para el autocuidado

Ginebra, Suiza, 22 de septiembre de 2021 – La Global Self-Care Federation (GSCF) anunció el lanzamiento de un informe pionero sobre el autocuidado, el Índice de preparación para el autocuidado, desarrollado con el apoyo de la Organización Mundial de la Salud (OMS). El Índice revela factores críticos, titulados habilitadores, que influyen en la adopción de prácticas y productos de autocuidado en los sistemas de salud de todo el mundo, para respaldar un mejor diseño de los sistemas de salud y sentar las bases para iniciativas orientadas a la acción en todos los niveles.

La OMS define el Autocuidado como la capacidad de las personas para promover la salud, prevenir enfermedades, mantener la salud y hacer frente a enfermedades y discapacidades con o sin el apoyo de un proveedor de atención médica. El cuidado personal ahora más que nuca es muy importante. En una encuesta reciente de la OMS de 135 países y territorios, el 90% informó de interrupciones continuas de los servicios de salud esenciales debido a la pandemia.

El Autocuidado produce beneficios abrumadores tanto para las personas como para los sistemas de salud, desde brindar soluciones asequibles, accesibles y efectivas para las personas hasta aliviar la carga de los sistemas de salud y el personal médico sobrecargados. Por ejemplo, según un artículo publicado en la Revista Brasileña de Economía y Salud (JBES), cada dólar gastado en medicamentos de venta libre ahorra US$7 para el sistema de salud pública de Brasil. Estudios similares de otros países muestran un efecto comparable.

“La pandemia expuso cuán frágiles son nuestros sistemas de salud. Ahora es el momento de invertir en su futuro”, dijo Heiko Schipper, presidente de la Global Self-Care Federation. “Creo que el Índice de Preparación para el Autocuidado puede ayudar a cerrar la brecha entre el valor del autocuidado y cómo se practica en todo el mundo. Necesitamos poner la salud y el bienestar de las personas en el centro de nuestras políticas de salud para construir formas más sostenibles y resilientes de practicar la atención médica”.

Se analizó un conjunto diverso de 10 países de todo el mundo para el Índice, en el contexto de cuatro facilitadores claves del autocuidado, identificados como apoyo y adopción de las partes interesadas, empoderamiento del consumidor y del paciente, política de salud y entorno regulatorio. Al analizar el apoyo y la adopción de los actores principales, los hallazgos muestran que más del 88% de los profesionales de la salud en Sudáfrica, EE. UU., Reino Unido y Egipto consideran que el autocuidado es crucial para ayudarlos a cuidar bien a sus pacientes. En términos de empoderamiento del consumidor, la encuesta encuentra que alrededor de un tercio de los consumidores en Brasil, Nigeria y los EE. UU. continúan confiando en los profesionales de la salud para recibir asesoramiento sobre el uso del autocuidado, lo que destaca la necesidad de alentar a los médicos a capacitar a los pacientes para practicar el cuidado personal.

“La eficacia del autocuidado en combinación con enfoques formales de atención médica a menudo se descuida en las políticas de salud”, comentó Judy Stenmark, directora general de GSCF. “El Índice es una herramienta extremadamente práctica en el sentido de que proporciona a los actores una gran cantidad de datos y un punto de partida para reconocer cómo pueden fortalecer las políticas nacionales de salud y adoptar un enfoque coherente del autocuidado”.

El Índice tiene como objetivo servir como plataforma de aprendizaje para inspirar nuevos enfoques de autocuidado. Hace un llamado a la acción colectiva para integrar el autocuidado en la atención médica global, y a que se establezca un nuevo pacto mundial sobre el autocuidado en el ámbito de la OMS, para reconocer el autocuidado como una prioridad de salud mundial.

Reporte completo en inglés aquí

###

 

Acerca del Índice de Preparación para el Autocuidado

El Índice de Preparación para el Autocuidado (SCRI) es una iniciativa de investigación y política única en su tipo que explora los facilitadores críticos del autocuidado en varios sistemas de salud en todo el mundo. Su objetivo es apoyar un mejor diseño de los sistemas de salud y sentar las bases para iniciativas orientadas a la acción en todos los niveles.

Encabezado por la Global Self-Care Federation (GSCF), el SCRI cuenta con el apoyo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y forma parte del plan de trabajo actual entre los dos organismos. La investigación incluye una combinación de metodología cualitativa y cuantitativa en profundidad respaldada por expertos y un consejo asesor. Su objetivo es proporcionar datos a los responsables de la formulación de políticas, los responsables de la toma de decisiones y los profesionales de la salud y convertirse en una plataforma de aprendizaje innovadora que inspire nuevos enfoques para el autocuidado.

Si bien los niveles de aplicación o adopción del autocuidado en los países investigados son similares, los enfoques y prioridades varían. El análisis de índice completo sirve como punto de referencia para compartir experiencias y mejores prácticas. También tiene la intención de actuar como iniciador de conversaciones y estimular el diálogo constructivo entre países para perfeccionar los enfoques de autocuidado.

Share this post